Archivo | diciembre, 2020

Un proyecto de investigación para tod@s l@s pacientes con sarcoma & Gist. ¡¡¡¡Vamos a darle un empujón, colabora para sacarlo adelante!!!!!!

28 Dic

Dorso de la mano con el dedo índice señalando hacia la derecha

proyecto #SarcModel del @VHIO

Signo de exclamación rojo

Una iniciativa para financiar el proyecto #SarcModel, que nos permitirá disponer de las herramientas imprescindibles para profundizar en el conocimiento de los sarcomas y desarrollar nuevos tratamientos.

Extremadamente importantes estas donaciones para la investigación en tumores raros

el proyecto #SarcModel del @VHIO

Dorso de la mano con el dedo índice señalando hacia la derecha

surge gracias a @15LFilms tras su documental

Proyector cinematográfico

#HablemosDeUnSarcoma

LINK AL DOCUMENTAL

❓

Descubre las razones para apoyar la iniciativa #HablemosDeUnSarcoma

⬇️
⬇️

El Dr. César Serrano (@DrCeSarcoma), te explica el proyecto #SarcModel

🔬

y a que se dedicarán los fondos. Anímate

❗️

Haz tu aportación y ayúdanos a difundir

👉

Dona ahora por el sarcoma& Gist

Haz tu donativo en Mi Grano de Arena y todos los fondos recaudados con esta iniciativa se destinarán al Proyecto SarcModel del VHIO

👉

Desde este enlace puedes hacer tu donación:

https://www.migranodearena.org/reto/backstage-investigando-los-sarcomas


¡Realizar una donación a través de migranodearena desgrava!


 

👉

https://www.migranodearena.org/blog/todo-lo-que-necesitas-saber-para-deducirte-fiscalmente-la-donacion-hecha-a-traves-de-migranodearena

informa

“punto de encuentro y de información de los pacientes de gist”

La Sociedad Americana de Oncología Clínica- ASCO-, también consideran seguras las vacunas de Pfizer / BioNTech y Moderna, para los pacientes con cáncer

27 Dic

Para obtener más información sobre la sociedad y sus numerosos programas y servicios, visite ww.asco.org.w

Vacuna COVID-19 y pacientes con cáncer

El 17 de diciembre de 2020, la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica y Enfermedades Infecciosas de América celebró un seminario web "Vacuna COVID-19 y pacientes con cáncer" para discutir la importancia de la vacuna COVID-19 y brindar una opinión de expertos sobre su uso para el cáncer pacientes. En el momento del seminario web, solo había una vacuna autorizada para su uso contra COVID-19, la vacuna Pfizer / BioNTech, aunque la discusión del panel de expertos se centró en las vacunas de ARNm y abordó las vacunas en general. El panel de expertos en oncología y enfermedades infecciosas estuvo de acuerdo en que las vacunas Pfizer, y ahora Moderna, han demostrado ser seguras y efectivas para la población en general y no hay evidencia de que no sean seguras para la mayoría de los pacientes con cáncer.

¿Deberían las personas con cáncer vacunarse contra COVID-19?

En este momento, a los pacientes con cáncer se les puede ofrecer la vacuna contra COVID-19 siempre que los componentes de esa vacuna no estén contraindicados. Las recomendaciones actuales de los CDC de EE. UU. en torno a la vacunación no mencionan el cáncer, pero sí hablan de las personas inmunodeprimidas.

 Afirman: “Las personas inmunodeprimidas aún pueden recibir la vacuna COVID-19 si no tienen contraindicaciones para la vacunación. Sin embargo, deben recibir asesoramiento sobre el perfil de seguridad y la eficacia de la vacuna desconocidos en poblaciones inmunodeprimidas, así como sobre el potencial de respuestas inmunitarias reducidas y la necesidad de seguir siguiendo todas las pautas actuales para protegerse contra COVID-19 “

El panel de expertos señaló que, si bien algunos pacientes inmunodeprimidos pueden experimentar una disminución de la respuesta a la vacuna, aún puede conferir algún beneficio y es importante para reducir el riesgo o la gravedad del COVID-19 en los pacientes con cáncer, especialmente dada la evidencia reciente de tasas más altas de infección grave. Puede encontrar más información sobre las vacunas en el Sitio web de los CDC .

¿Las personas que se someten a un tratamiento activo contra el cáncer deben vacunarse contra COVID-19?

En este momento, a los pacientes en tratamiento se les puede ofrecer la vacunación contra COVID-19 siempre que los componentes de la vacuna no estén contraindicados. Los oncólogos tienen experiencia en proporcionar otros tipos de vacunas a pacientes que reciben tratamiento para el cáncer, incluida la quimioterapia, inmunoterapia, radioterapia o trasplante de células madre. Se pueden utilizar estrategias como proporcionar la vacuna entre ciclos de terapia y después de los períodos de espera adecuados para los pacientes que reciben trasplantes de células madre y tratamiento con inmunoglobulina para reducir los riesgos y mantener la eficacia de la vacunación.

¿Deberían vacunarse los supervivientes de cáncer contra COVID-19?

A los sobrevivientes de cáncer se les puede ofrecer la vacuna contra el COVID-19 siempre que los componentes de la vacuna no estén contraindicados.

¿Hay personas que no deberían vacunarse?

En este momento, solo a aquellos con contraindicaciones para un componente específico de la vacuna no se les debe ofrecer la vacunación con ese producto específico. Estas contraindicaciones se describen en detalle en la página de consideraciones clínicas de vacunación de los CDC .

¿Qué otras preocupaciones existen para las personas con cáncer que están vacunadas?

Dado que todavía existe incertidumbre sobre el grado en que los pacientes inmunodeprimidos con cáncer desarrollarán inmunidad en respuesta a la vacunación, los pacientes vacunados deben seguir siguiendo las pautas actuales para protegerse de la exposición al COVID-19. El panel de expertos subrayó el mensaje de que, si bien proporcionar la vacuna a los pacientes con cáncer y sus cuidadores reducirá el riesgo de infección o enfermedad clínica COVID-19, enfatizó la importancia de las prácticas continuas de uso de máscaras, el distanciamiento social y el mantenimiento de una buena higiene de manos incluso después de vacunación.

texto integro y original

https://www.asco.org/asco-coronavirus-resources/covid-19-patient-care-information/covid-19-vaccine-patients-cancer

informa

“punto de encuentro y de información de los pacientes de gist”

Mañana empieza la vacunación contra el COVID-19. Recomendaciones para pacientes con cáncer: declaraciones de la ESMO

26 Dic

Acerca de la Sociedad Europea de Oncología Médica

http://www.esmo.org/

La Sociedad Europea de Oncología Médica (ESMO) es la organización profesional líder en Europa comprometida con el avance de la especialidad de oncología médica y la promoción de un enfoque multidisciplinar para el tratamiento y la atención del cáncer.

DECLARACIONES DE LA ESMO PARA LA VACUNACIÓN CONTRA COVID-19 EN PACIENTES CON CÁNCER

ESMO ha publicado diez declaraciones para abordar problemas y preocupaciones sobre la inmunización de pacientes con cáncer contra COVID-19.

Al revisar el conocimiento actual disponible, un grupo de 16 representantes de la ESMO redactó y revisó las respuestas a preguntas clave sobre la eficacia y seguridad de las vacunas contra el síndrome respiratorio agudo severo coronavirus 2 (SARS-CoV-2).

¿Cuáles son las vacunas que se están desarrollando y a punto de aprobarse?

Específicamente, se ha publicado un gran ensayo sobre una nueva vacuna basada en ARNm contra la infección por SARS-CoV-2 (BNT162b2). Este es un ensayo de fase III que incluyó a 43.448 participantes que recibieron dos dosis de la vacuna o placebo (asignación al azar 1: 1), con 21 días de diferencia. El criterio de valoración principal fue la eficacia de la vacuna para reducir los casos de COVID-19 confirmado por laboratorio con inicio al menos 7 días después de la segunda dosis. Después de una mediana de seguimiento de 2 meses, el número de casos de COVID-19 fue de 8 frente a 162 en el grupo de vacuna o placebo, respectivamente, con 1 frente a 9 casos graves. Los eventos adversos ocurrieron en> 50% de los participantes vacunados e incluyeron reacciones locales, así como reactogenicidad sistémica frecuente, como fatiga y dolor de cabeza. La fiebre (temperatura> 38 ° C) ocurrió en aproximadamente el 15% de los participantes que recibieron la vacuna. En total, murieron 6 participantes (2 en el brazo de la vacuna y 4 en el brazo de placebo), todos ellos por causas no relacionadas. Aproximadamente el 3% de los participantes padecía alguna forma de enfermedad maligna. Pronto se publicará otro ensayo de fase III que investiga otra vacuna de ARNm (ARNm-1273) con más de 30.000 participantes. Los informes preliminares sugieren un perfil de eficacia y seguridad similar al de BNT162b2.

La seguridad y eficacia de la vacuna basada en vectores adenovirales ChAdOx1 nCoV-19 se publicó recientemente en un análisis intermedio combinado de cuatro ensayos que asignaron al azar a 23.848 participantes a dos dosis de la vacuna o placebo; un subconjunto de 2741 pacientes en el ensayo del Reino Unido recibió media dosis como primera dosis (dosis baja, LD) y una dosis estándar (SD) como su segunda dosis (cohorte LD / SD). En los participantes que recibieron dos dosis estándar, la eficacia de la vacuna fue del 62,1% (27 eventos de COVID-19 en el grupo ChAdOx1 nCoV-19 versus 71 en el grupo de control) y en los participantes que recibieron una dosis baja seguida de una dosis estándar, la eficacia fue 90,0 % (tres frente a 30 eventos de enfermedad). La eficacia global de la vacuna en ambos grupos fue del 70,4%. Desde 21 días después de la primera dosis, hubo diez casos hospitalizados por COVID-19, todos en el brazo de control; dos fueron clasificados como COVID-19 grave, incluida una muerte. En total, 175 eventos adversos graves ocurrieron en 168 participantes; 84 eventos en el grupo ChAdOx1 nCoV-19 y 91 en el grupo de control. Tres eventos se clasificaron como posiblemente relacionados con una vacuna.

Actualmente se está investigando una gran variedad de otras vacunas candidatas contra el SARS-CoV-2 aplicando diversas técnicas, como ARNm, subunidades proteicas, vectores virales o vacunas inactivadas. 

En general, las vacunas basadas en ARNm han mostrado una protección> 90% contra la enfermedad COVID-19 con buena tolerancia, mientras que una vacuna basada en vectores adenovirales no replicantes ha mostrado tasas de protección del 62% al 90% conferidas por diferentes regímenes de dosificación. Los requisitos de almacenamiento y el número de dosis difieren entre las vacunas y los aspectos prácticos operativos relacionados con el transporte, la administración, el registro y el seguimiento de las personas vacunadas; la farmacovigilancia es fundamental para el éxito del despliegue de los programas de vacunación y su impacto óptimo en la salud pública. Existen preguntas adicionales que requieren la generación de datos, incluida la seguridad a largo plazo, la duración de la inmunidad, la inmunidad protectora contra casos de infección leve en oposición a los graves, así como la inmunidad en los ancianos, el impacto de la vacuna en el potencial contagioso de las personas vacunadas y los intervalos de repetición de vacunación. . Específicamente, para pacientes con cáncer o antecedentes de cáncer, dichas estrategias proporcionarán más información sobre la actividad de la vacuna, la dosis y frecuencia óptimas, la seguridad, el potencial de interacción con enfermedades malignas, terapias antineoplásicas u otras comorbilidades. En consecuencia, se justifican los estudios observacionales prospectivos que se centren en pacientes con cáncer activo que reciben quimioterapia, terapia dirigida o inmunoterapia, así como en pacientes en la fase crónica de la enfermedad o en la fase de supervivencia y pueden conducir a ensayos clínicos de intervención, si es necesario.

Declaraciones:

  • Las vacunas eficaces y seguras contra COVID-19, autorizadas después de una revisión científica exhaustiva, independiente y sólida por parte de las autoridades reguladoras, deben administrarse en el contexto de programas de vacunación operacionalmente sólidos [V]. Un plan de farmacovigilancia es obligatorio en el contexto del programa de vacunación. 

  • Se recomienda la investigación continua en el contexto de los ensayos clínicos y los registros, así como el seguimiento durante y después del ensayo, para generar más datos sobre la eficacia y seguridad de las vacunas en la población general, así como en poblaciones especiales, incluidos los pacientes con cáncer activo o antecedentes de cáncer [V].

¿Cuál es la incidencia y gravedad de COVID-19 en pacientes con cáncer y dónde deben ubicarse en las políticas prioritarias de vacunación?

Se ha demostrado que los pacientes con cáncer como grupo tienen un mayor riesgo de COVID-19 grave [1]. Entre los pacientes con cáncer, parece que las neoplasias hematológicas y pulmonares y la presencia de enfermedad metastásica se asocian con un aumento persistente del riesgo. Los pacientes con tumores sólidos parecen sufrir un mayor riesgo, especialmente en el primer año después del diagnóstico, que desciende al valor inicial si el diagnóstico es> 5 años [2]. Para cualquier malignidad, la enfermedad activa confiere un riesgo significativamente mayor de COVID-19 grave [IV] [3, 4]. Sin embargo, la mayor incidencia y gravedad de COVID-19 en pacientes con cáncer, a diferencia de aquellos sin cáncer, son observaciones basadas en estudios retrospectivos no comparativos. Los datos sobre la verdadera incidencia y las comparaciones directas siguen siendo difíciles de alcanzar.

Las tasas de gravedad y mortalidad del registro COVID-19 y Cancer Consortium (CCC19) y otras cohortes han oscilado entre el 5% y el 61% (el metanálisis mostró un 26%), que es mucho más alto que en la población general (~ 2% -3 %), pero con las advertencias de tasas no ajustadas, mientras que la población con cáncer es una población de mayor edad con más comorbilidades, peor estado funcional y muchos sesgos de confusión y selección no medidos [IV].

La infección por SARS-Cov-2 también puede resultar en retrasos significativos y devastadores en las estrategias de detección, diagnóstico, tratamiento y monitoreo / vigilancia en pacientes con cáncer que, en última instancia, pueden causar un mayor riesgo de morbilidad y mortalidad relacionadas con el cáncer, así como una carga económica importante y altos volúmenes de pacientes que necesitan atención en los sistemas de salud. Además, el impacto en la acumulación de ensayos clínicos parece ser muy significativo y perjudicial, aunque es difícil de medir [V].

Aunque la evidencia con respecto a la vacunación en pacientes con cáncer es limitada, existe evidencia suficiente para apoyar la vacunación antiinfecciosa en general (excluidas las vacunas vivas atenuadas y las vacunas con vectores competentes para la replicación) incluso en pacientes con cáncer sometidos a terapia inmunosupresora [5-7]. Pueden producirse efectos protectores reducidos en pacientes tratados con agentes que agotan las células B (anticuerpos monoclonales anti-CD19, anti-CD20, anti-CD10 y células CAR-T CD19) en vista de una respuesta inmunitaria subóptima [8-12]. Cabe esperar que el nivel de eficacia se reduzca en general en determinadas poblaciones de pacientes con cáncer con inmunosupresión intensa, como los receptores de trasplante de células madre hematopoyéticas [V] [5-7]. Sin embargo, según la extrapolación de datos de otras vacunas y el mecanismo de acción de las vacunas COVID-19 (no vivas), Es concebible que la eficacia y seguridad de la vacunación contra COVID-19 pueda estimarse similar a la de los pacientes sin cáncer, aunque faltan datos de ensayos clínicos [V]. Más allá del trasplante de células madre, la eficacia de las vacunas COVID-19 también puede variar en pacientes con distintos contextos de enfermedad maligna (tipo de tumor, extensión de la enfermedad, inmunosupresión intrínseca o inducida por terapia); sin embargo, los beneficios de la vacunación parecen superar de manera significativa y sustancial los riesgos [V]. 

El momento de la vacunación depende de los escenarios terapéuticos individuales e idealmente puede ocurrir antes de que comience la terapia sistémica; sin embargo, si el paciente ya ha iniciado la terapia sistémica, es razonable vacunar durante la terapia [V].

Se ha demostrado que la vacunación del personal sanitario contra la gripe reduce la transmisión nosocomial de la infección en la atención del cáncer [13]. Además, es posible que ciertos pacientes con cáncer inmunodeprimidos no logren una respuesta inmune suficiente a la vacunación. Esto proporciona una justificación para vacunar al personal de atención médica que trabaja en un entorno de alto riesgo contra COVID-19 también [Evidencia III para la gripe]

Declaraciones:

  • Los pacientes con cáncer tienen un mayor riesgo de COVID-19 grave (es decir, neoplasia maligna hematológica que requiere quimioterapia o tumor sólido avanzado activo o antecedentes de tumor sólido hace <5 años) y deben vacunarse contra el SARS-CoV-2 independientemente de cualquier otra indicación ( es decir, edad) y se coloca en una alta prioridad [V]. Los pacientes que han sufrido depleción de células B en los últimos 6 meses pueden obtener una protección reducida. El plazo para la vacunación después del alotrasplante de células madre debe seguir las recomendaciones generales; por lo general, en ausencia de enfermedad de injerto contra huésped (EICH), la vacuna se puede aplicar 6 meses después del trasplante de células madre [V]. Los pacientes en ensayos clínicos, por ejemplo, inmunoterapia, no deben ser privados de la vacuna COVID-19; por lo tanto,

  • Los trabajadores de la salud que atienden a pacientes con cáncer con mayor riesgo deben tener prioridad al recibir la vacuna para minimizar la transmisión nosocomial [III].

  • La eficacia y duración de la inmunidad en pacientes con cáncer aún se desconocen e inexploran. Dado el estado a menudo inmunodeprimido y la fragilidad de estos pacientes, sugerimos la monitorización en el contexto de registros y ensayos clínicos dedicados [V].

  • Se requiere una estrecha vigilancia y seguimiento de los pacientes con cáncer después de la vacunación COVID-19 para evaluar los posibles eventos adversos y medir los resultados clínicos, por ejemplo, infección, gravedad y mortalidad por COVID-19, complicaciones del cáncer, etc. [V].

  • Las medidas de distanciamiento físico, máscaras, protectores faciales, desinfectantes y otras medidas de higiene siguen siendo necesarias durante la pandemia, incluso para los pacientes con cáncer, y ciertamente deben acompañar las estrategias de vacunación [V].

¿Cuál es la capacidad de los pacientes con cáncer para generar una respuesta inmunitaria después de la vacunación?

Los datos sobre la respuesta inmunitaria humoral y celular a la vacunación antiviral en pacientes con cáncer son escasos y abordan principalmente el tema de la vacunación contra lagripe [1, 2]. Los estudios clínicos de observación indican que se observan tasas de mortalidad y morbilidad más bajas por gripe en pacientes con cáncer que reciben la vacuna contra la gripe [II] [3], lo que sugiere una respuesta inmune eficiente.

En los pacientes con cáncer de pulmón y de mama, la respuesta inmunitaria humoral a la vacunación parece adecuada, aunque no todos los pacientes recibieron quimioterapia [IV] [4,5]. En un estudio de pacientes con varios tumores sólidos, la respuesta a la vacunación fue mejor que en los pacientes con linfoma [IV] [6].

En los pacientes que reciben quimioterapia, se espera que las tasas de seroconversión y seroprotección sean más bajas que en la población general [IV] [7], pero no en pacientes que reciben inhibidores de puntos de control inmunitarios como agentes únicos dirigidos a la proteína de muerte celular programada 1 (PD-1) ligando de muerte 1 (PD-L1) [IV] [8].

En pacientes que reciben quimioterapia, múltiples dosis de vacuna pueden ayudar a alcanzar tasas de seroconversión y seroprotección adecuadas. Como ilustración, en un estudio de fase II no aleatorizado en 65 pacientes con tumores sólidos que recibieron quimioterapia (+/- agentes moleculares dirigidos) durante la temporada de gripe de 2009, el 5% de los pacientes tenían títulos de cepas vacunales de anticuerpos inhibidores de la hemaglutinación específicos que eran ≥ 1:40 al inicio. Después de una y dos dosis de vacuna H1N1v con adyuvante AS03A, las tasas de seroprotección (es decir, la proporción de participantes con títulos de anticuerpos ≥1: 40) fueron del 48% y el 73%, respectivamente, y las tasas de seroconversión fueron del 44% y 73%, respectivamente [III ] [9].

Siempre que sea posible, la administración de la vacuna debe realizarse antes del inicio de la quimioterapia [V] [2]. En los pacientes que ya han iniciado la quimioterapia, los datos existentes no apoyan un momento específico de administración con respecto a las infusiones de quimioterapia [III] [2, 9].

Para generar inmunidad protectora después de la vacunación, se necesita una inmunidad intacta del huésped, particularmente con respecto a la presentación de antígenos, activación de células B y T. En este contexto, la vacunación puede ser menos eficaz en pacientes que reciben anticuerpos anti-células B o quimioterapia intensiva (p. Ej., Quimioterapia de inducción o consolidación para la leucemia aguda) porque la respuesta de anticuerpos puede ser baja, debido al agotamiento de las células B, aunque el papel y El efecto protector potencial de la inmunidad de las células T no se ha estudiado ampliamente [V] [2].

El nivel de evidencia es débil, debido al pequeño número de estudios y su metodología; Los ensayos controlados aleatorios controlados con placebo de vacunación antiviral en adultos con cáncer a menudo se consideran éticamente cuestionables [V] [2].

Declaración:

  • La evidencia acumulada de las vacunas contra la gripe sugiere que los pacientes con cáncer pueden generar una respuesta inmune protectora de las vacunas anti-SARS-CoV-2, aunque el nivel de inmunidad puede estar modulado por una variedad de factores (tipo de malignidad, terapias antineoplásicas y tiempo de administración, disfunción inmunológica preexistente, aptitud) [V]. Se necesitan datos sobre la interacción de tales factores con la inmunidad inducida por vacunas en pacientes con cáncer.

¿Cuál es el riesgo de interacción de una vacuna SARS-CoV2 con terapias antineoplásicas?

Ningún ensayo de la vacuna SARS-CoV-2 está inscribiendo pacientes que reciben terapia inmunosupresora, aunque se han acumulado datos de algunos pacientes con cáncer. La mayoría de los ensayos requieren que los pacientes no reciban inmunosupresión durante un período determinado para ser elegibles para la vacunación.

Las vacunas contra el SARS-CoV-2 desarrolladas actualmente son vacunas vivas atenuadas / no replicantes (que utilizan vectores como adenovirus o virus del sarampión), vacunas basadas en ARNm o vacunas de subunidades proteicas más convencionales [1].

Las vacunas vivas están, en general, contraindicadas en pacientes bajo terapia inmunosupresora [V] [2,3]. De hecho, es posible que se produzcan efectos adversos graves, como se demostró con BCG (Bacillus Calmette-Guérin) [3]. Una de las vacunas de virus vivo anti-SARS-CoV-2 desarrolladas utilizó un vector adenoviral de simio de replicación deficiente (ChAdOx1).

No hay datos publicados sobre la inmunogenicidad y la interacción de las vacunas antivirales basadas en ARNm con terapias antineoplásicas en pacientes con cáncer. Algunas de estas vacunas están encapsuladas en pequeños liposomas, vectores que se espera que se acumulen en los tejidos tumorales. En teoría, es posible una mayor captación de estos liposomas en los tejidos tumorales y podría afectar la inmunogenicidad de tales vacunas [V] [4]. De lo contrario, las vacunas basadas en ARNm contra enfermedades no transmisibles (por ejemplo, melanoma) se han probado en pacientes con cáncer durante los últimos 10 años, sin plantear problemas de seguridad específicos [5]. Los conjuntos de datos retrospectivos sugieren una buena tolerabilidad y seguridad de la vacunación contra la gripeen pacientes con cáncer que reciben inhibidores de puntos de control inmunitarios [6-8], así como en pacientes en terapia citotóxica o agentes dirigidos [9, 10].

Por último, con respecto a las vacunas de subunidades de proteínas, no hay pruebas concluyentes sobre el uso de vacunas antigripales inactivadas con adyuvante versus sin adyuvante en pacientes con cáncer [II] [11].

Declaración:

  • Aunque no son evidentes preocupaciones de seguridad obvias, existe una clara necesidad de generar datos sobre la preferencia de la tecnología de la vacuna y la interacción de las vacunas del SARS-CoV-2 con las terapias antineoplásicas en pacientes con cáncer, lo que podría tener un impacto potencial en la eficacia, la dosificación o la toxicidad, a través de seguimiento del ensayo, posterior al ensayo y del registro [V].

¿Cuáles son las consideraciones prioritarias que se deben implementar para los pacientes con cáncer a fin de identificar grupos con diferentes beneficios de una vacuna contra el SARS-CoV2?

En general, la enfermedad del cáncer revela tres aspectos de las vías: pacientes con enfermedad activa en tratamiento, aquellos con enfermedad crónica después de un tratamiento específico y pacientes en la fase de supervivencia. En la fase de “supervivencia”, estudios previos revelaron un mayor riesgo de complicaciones relacionadas con la gripe en pacientes con cáncer en comparación con una cohorte de control libre de cáncer, específicamente en sobrevivientes de cáncer hematológico [12]. En consecuencia, la vacunación parece esencial para proteger a los supervivientes junto con los pacientes en la fase crónica de su cáncer sin tratamiento activo [V]. La pregunta es más incómoda en pacientes con enfermedad activa en tratamiento contra el cáncer para quienes la vacunación podría tener una eficacia reducida o efectos adversos. Además, no hay datos granulares que analicen el papel de la vacuna en la protección contra COVID-19,

La aceptabilidad de la vacuna COVID-19 ha alcanzado el 69% entre los adultos en los Estados Unidos, sobre todo si su proveedor de atención médica recomienda la vacunación [13]. El consentimiento informado y las decisiones compartidas deben ser la regla para discutir los beneficios y riesgos de la vacuna anti-COVID-19 para evitar que los pacientes corran un doble riesgo: cáncer e infección.

Declaración:

Si bien reconocemos la necesidad de generar datos en el contexto de ensayos o registros, con el fin de refinar el perfil de riesgo / beneficio y priorizar subgrupos de pacientes con cáncer para la vacunación anti-SARS-CoV-2, proponemos un proceso de cuatro pasos [V ]:

  • Paso 1: Considere la fase de la enfermedad maligna y la terapia: cáncer activo en tratamiento, enfermedad crónica después del tratamiento o supervivencia.

  • Paso 2: Considere la edad, el estado físico / funcional y las comorbilidades médicas como factores de riesgo generales; específicamente, obesidad, diabetes mellitus, hipertensión, trastornos respiratorios, cardíacos y renales.

  • Paso 3: Considere las interacciones relacionadas con la vacuna en el tumor y en la eficacia del tratamiento.

  • Paso 4: obtener el consentimiento informado y mejorar la toma de decisiones compartida.

APÉNDICE

Vacuna Empresa Identificador de ensayo clínico Criterios de exclusión para pacientes con cáncer  
ARNm-1273 (nanopartícula lipídica-ARNm) Moderna / NIAID NCT04470427 Personas que han recibido inmunosupresores sistémicos o medicamentos inmunomodificadores durante más de 14 días en total en los 6 meses anteriores a la prueba de detección. 
BNT162b2 (nanopartícula lipídica-ARNm) BioNTech, Pfizer, 
Fosun Pharma 
NCT04368728 Personas que reciben Terapia inmunosupresora, que incluye agentes citotóxicos o corticosteroides sistémicos, por ejemplo, para el cáncer. 
Ad5-nCoV (vector de adenovirus tipo 5 no replicante) CanSino 
Biologics 
NCT04526990 NCT04540419 Personas con diagnóstico actual o tratamiento para el cáncer (excepto carcinoma de células basales de piel y carcinoma de cuello uterino  in situ ) 
Gam-Covid-Vac  (Sputnik V) Basado en adeno (rAd26-S + rAd5-S) 
Instituto de Investigación  Gamaleya 
NCT04530396 (RESISTIR) NCT04564716 Historia de cualquier tumor maligno. 
Ad26.COV2.S / JNJ-78436735 (Vector de adenovirus tipo 26) Beth Israel Deaconess Medical Center 
y Johnson & Johnson (Janssen) 
NCT04505722 (CONJUNTO) NCT04614948 (MONTAJE 2) Malignidad dentro de 1 año antes de la detección, excepto carcinomas epidermoides y de células basales de piel y carcinoma  in situ  del cuello uterino, u otras malignidades con riesgo mínimo de recurrencia. Pacientes que reciben quimioterapia, fármacos inmunomoduladores o radioterapia en los 6 meses anteriores a la administración de la vacuna y / o durante el estudio. 
ChAdOx1 nCov-19 (AZD-1222) (No replicante Vector viral)Universidad de Oxford/ AstraZeneca NCT04516746 NCT04540393 (COV002 y COV003) ISRCTN89951424 CTRI / 2020/08/027170 Historia de malignidad primaria excepto por malignidad con bajo riesgo potencial de recurrencia después de tratamiento curativo o metástasis (por ejemplo, cáncer de próstata indolente) en opinión del investigador del sitio. 
NVX-CoV2373 (Subunidad de proteína)Novavax (Reino Unido) 2020-004123-16 / 2019nCoV-301  (Estados Unidos) NCT04611802 / 2019nCoV-301 (Reino Unido) Diagnóstico o tratamiento actual del cáncer (excepto el carcinoma de células basales de piel y el carcinoma cervical  in situ , a criterio del investigador).  (EE. UU.) Neoplasia maligna activa en tratamiento durante el año anterior a la primera vacunación del estudio (con excepción de la neoplasia maligna curada mediante escisión, a criterio del investigador). 
CoVLP (VLP de origen vegetal con adyuvante GSK o Dynavax adjs)Medicago / GSK NCT04636697 Cualquier afección inmunosupresora confirmada o sospechada, incluido el cáncer. Se permite la discreción del investigador. Personas que reciben citotóxicos, antineoplásicos o inmunosupresores en los 36 meses anteriores a la vacunación. 
Vacuna para el COVID-19 (Subunidad de proteína) Academia China de Ciencias Médicas / Anhui Zhifei 
Longcom 
NCT04466085 (ph 2) Fase III anunciada el 20 de noviembre de 2020. Historia de cualquier tumor maligno. 
BBIBP-CorV (Inactivo)Instituto de Productos Biológicos de Wuhan / Sinopharm ChiCTR2000034780 ChiCTR2000039000 NCT04612972 Historia de cualquier tumor maligno. 
CoronaVac
( inactivo  ) 
Sinovac Biotech NCT04456595 (PROFISCOV) 669 / UN6.KEP / EC / 2020 NCT04582344 NCT04617483 Uso de quimioterapia o radioterapia en los 6 meses anteriores a la inscripción o uso planificado dentro de los 2 años posteriores a la inscripción.   Historia de malignidad o quimioterapia antineoplásica, radioterapia, inmunosupresores en los últimos 6 meses. 
Covaxina 
(inactivada)
Consejo Indio de Investigación Médica / Bharat Biotech CTRI / 2020/11/028976 Tratamiento con fármacos inmunosupresores o citotóxicos o uso de quimioterapia o radioterapia contra el cáncer en los 36 meses anteriores. 
BCGInstituto de Investigación Infantil Murdoch NCT04327206 (ABRAZADERA) Historia de cualquier tumor maligno. 

texto integro y original:

https://www.esmo.org/covid-19-and-cancer/covid-19-vaccination?hit=some

informa

"punto de encuentro y de información de los pacientes de gist"

Feliz Navidad, felices fiestas, feliz año nuevo

21 Dic

No siempre podemos disfrutar de estas fechas de paz, amistad y reunión familiar como nos gustaría, porque la vida está llena de sorpresas y no todas son agradables.

Además las celebraciones de este año serán diferentes. Puede que no estemos con nuestros seres queridos debido a la pandemia mundial. Estar separados por problemas de seguridad es necesario, pero tampoco desearíamos ver sillas vacías en nuestras celebraciones porque un paciente no haya tenido acceso a diagnósticos precisos y tratamientos efectivos.

Mucho ánimo para nuestros pacientes de GIST que pasan por un momento difícil en el curso de su enfermedad, para sus familias y para  los pacientes que recientemente han entrado en contacto con la enfermedad; a todos ellos queremos animar, porque la ciencia avanza, la búsqueda lleva a tratamientos más efectivos y porque se debe siempre mirar hacia el futuro con confianza.

En nuestros recuerdos estarán siempre las  personas que han compartido con nosotros una parte del camino de sus vidas y que nos han dejado.

Expresamos nuestro más sincero agradecimiento a nuestros médicos que nos cuidan día a día, y a todos los médicos e investigadores del mundo.

Nuestra especial gratitud al Grupo Español de Investigación en Sarcomas GEIS  que investigan, que nos informan y nos forman, que nos facilitan el acceso a los ensayos clínicos y que cuando las cosas “se nos ponen feas”, ahí estan ellos.

Nuestros mejores deseos para las asociaciones hermanas de España:

http://www.aeasarcomas.org/

ASARGA (Asociación Sarcomas de Galicia)

http://www.asarga.es/

Asociación de Pacientes con Sarcomas y otros Tumores Raros de Aragón

https://www.apsaturaragon.org/

https://asociacionvyda.org/

de América Latina:

http://alianzagist.net/

y para la Asociación internacional de pacientes de gist:

https://liferaftgroup.org/

feliz Navidad felices fiestas,

feliz año Nuevo!!!!!!!!!!

“punto de encuentro y de información de los pacientes de gist”

Sesión virtual CTOS 2020: aspectos destacados sobre GIST

14 Dic

La Reunión Anual CTOS 2020 se celebró del 18 al 21 de noviembre en formato virtual

La Sociedad de Oncología del Tejido Conectivo-CTOS- es una organización médica profesional sin fines de lucro cuyos miembros son un grupo multidisciplinario de médicos especializados, profesionales médicos y científicos de todo el mundo para conectarse y compartir sus conocimientos, experiencias e investigaciones para el avance del tratamiento de sarcomas.

Sesión virtual CTOS 2020: aspectos destacados sobre GIST

Por Pete Knox. https://liferaftgroup.org/

CTOS 2020 se llevó a cabo virtualmente del 18 al 21 de noviembre y, como de costumbre, fue un evento muy concurrido. Es comprensible, dada la naturaleza de nuestro entorno actual, gran parte del contenido de la conferencia se centró en COVID-19 y su impacto en los pacientes con cáncer, pero también hubo una serie de sesiones y presentaciones y carteles dedicados a GISThttps://liferaftgroup.org/ estuvo representado, con nuestra vicepresidenta de programas, Sara Rothschild participando en un panel de expertos y la presentación de un póster. En este artículo intentaré destacar algunas de las principales presentaciones y carteles.

En este primer grupo nos centraremos en los estudios que se presentaron en la sesión GIST del viernes por la mañana. Esta sesión fue presidida por Cesar Serrano, MD, PhD, jefe del Programa de Investigación Traslacional del Sarcoma en el Departamento de Oncología Médica del Instituto de Oncología Vall d’Hebron (VHIO) en Barcelona, ​​Cataluña, España. A él se unieron un ponente, Ronald DeMatteo, MD, el presidente del Departamento de Cirugía del Hospital de la Universidad de Pensilvania, quien presentó y resumió brevemente todos los artículos, y dos panelistas: Chandrajit P. Raut, MD, el Jefe de la División de Oncología Quirúrgica, BWH Center for Sarcoma and Bone Oncology Profesor de Cirugía, y Director Distinguido de Cirugía de Oncología Quirúrgica en el Departamento de Cirugía del Brigham and Women’s Hospital, Dana-Farber Cancer Institute, Harvard Medical School y Piotr Rutkowski, MD, PhD, Jefe del Departamento de Sarcoma y Melanoma de Tejidos Blandos / Óseos y Profesor de Oncología Quirúrgica en el Instituto Nacional de Investigación de Oncología Maria Sklodowska-Curie en Varsovia, Polonia. 

Gran sesión de GIST en @ctosociety : mesa redonda de expertos: …@JasonSicklick; @JTrentMDPhD; @rutkowskip1972; @chandrajitraut; @DrCeSarcoma; Sebastian Bauer; Ron DeMatteo; Suzanne George; Lorenzo D’Ambrosio.

Los estudios se enumerarán en el orden en que se presentaron, e intentaré describir cada estudio y resumir sus conclusiones, así como el impacto potencial en los pacientes con GIST.

Documento 22 - los TUMORES ESTROMALES GASTROINTESTINALES DEFICIENTES DE SUCCINATO DESHIDROGENASA SON SENSIBLES A TEMOZOLOMIDA.

Presentador del artículo: Jason Sicklick, MD; Profesor de Cirugía, Departamento de Cirugía, Universidad de California, San Diego

Uno de los desafíos clave en el desarrollo de medicamentos para GIST es la creación de líneas celulares que puedan usarse para probar estos medicamentos. Si bien esto es difícil en general, la creación y el mantenimiento de líneas celulares para la variante de la enfermedad deficiente en SDHx lo ha sido particularmente. El Dr. Sicklick pudo producir líneas celulares para GIST deficiente en SDHx y usarlo para determinar la sensibilidad a la temozolomida, un fármaco para el que actualmente está realizando un ensayo clínico de fase II. Esto es importante por dos razones; En primer lugar, establece que los GIST deficientes en SDHx tienen cierta sensibilidad a la temozolomida y también nos ayuda a comprender el mecanismo, que es importante no solo en términos del ensayo clínico actual, sino también para ayudar a informar el desarrollo de cualquier tratamiento futuro que lo utilice. Sin embargo, quizás igualmente importante sea la demostración de que se puede realizar la creación y el cultivo de líneas celulares deficientes en SDHx. Esto puede resultar una herramienta valiosa al desarrollar nuevos tratamientos para pacientes con SDHx con más compuestos aún por descubrir. Se espera que esto acelere el desarrollo de nuevos tratamientos para esta población, para la que actualmente hay muy pocas opciones disponibles.

Documento 23 - EVALUACIÓN DE UNA ESTRATEGIA DE SEGUIMIENTO BASADA EN DIRECTRICES DESPUÉS DE LA CIRUGÍA COMPLETA EN PACIENTES AFECTADOS POR TUMOR ESTROMAL GASTROINTESTINAL (GIST) CON BAJO RIESGO DE RECURRENCIA

Presentador del artículo: Lorenzo D'Ambrosio, MD PhD; Oncólogo médico, Candiolo Cancer Institute & Cardinal Massaia Hospital; Torino, Piemonte, Italia

Según los autores, actualmente no existe un protocolo estándar para el seguimiento posoperatorio de los pacientes con GIST de bajo riesgo. Para comprender mejor lo que podría informar tal protocolo, realizaron un estudio retrospectivo de 554 pacientes de bajo riesgo tratados en varios centros de sarcoma en Italia, e identificaron si se encontró progresión. Si fue así, contaron la cantidad de pruebas (generalmente imágenes, como tomografías computarizadas, pero también cualquier prueba sin imágenes que pudiera identificar la progresión) que ocurrieron hasta la progresión. Se midieron varios resultados: supervivencia libre de enfermedad (SSE), supervivencia general (SG), supervivencia específica de GIST (GIST-SS) y supervivencia específica del segundo tumor (ST-SS), todos los cuales se estimaron de acuerdo con el método de Kaplan y Meier. También se realizaron análisis estadísticos para ver si había otras variables asociadas con la recurrencia, así como con la supervivencia. Los pacientes se dividieron bastante equitativamente entre hombres (52,7%) y mujeres (47,3%), así como la edad al momento del diagnóstico (57,9% menores de 65 años, 42,1% 65 o más, con un rango de edad de 18 a 86 años). La mayoría de los tumores se encontraron en el estómago (68,4%), eran iguales o menores a 5 cm (78%) y tenían una tasa mitótica de menos de 5 por 50 HPF (93,1%), lo cual tiene sentido dado que todos estos pacientes tenían un riesgo bajo o muy bajo.

Al observar el número de recurrencias, los autores encontraron 37, que es el 6,8% de los pacientes del análisis. Los tumores primarios en un área diferente al estómago, así como la presencia de síntomas en el momento del diagnóstico (esto ocurrió en el 36,6% de los 554 pacientes originales en el análisis) se asociaron con un mayor riesgo de recurrencia. En particular, de las 37 progresiones identificadas, 8 ocurrieron después de un período de 10 o más años desde el diagnóstico, lo que llevó a los autores a concluir que el seguimiento a largo plazo puede ser necesario, incluso entre pacientes de menor riesgo, y debería ser un tema de discusión. avanzando. Los autores reconocieron que esta puede ser una discusión complicada, ya que los riesgos de radiación adicional de algunas pruebas de imagen, así como los costos de procedimientos adicionales deben sopesarse al tomar decisiones sobre recomendaciones generalizadas.

Documento 24: EL INHIBIDOR POTENTE Y SELECTIVO DEL KIT PLX9486 DOSIFICADO EN COMBINACIÓN CON SUNITINIB DEMUESTRA UNA SUPERVIVENCIA LIBRE DE PROGRESIÓN (PFS) PROMETEDORA EN PACIENTES CON TUMOR ESTROMAL GASTROINTESTINAL AVANZADO (GIST): ESTUDIO FINAL DE UNA FASE 1/2

Presentador del artículo: Jonathan Trent, MD, PhD; Profesor de Medicina, Sylvester Comprehensive Cancer Center

Si ha seguido el estado de desarrollo de los tratamientos de GIST, particularmente aquellos para pacientes con metástasis múltiples, durante los últimos años, podría describirlo como una especie de “juego de números”, es decir, que el número particular, o en el caso de GIST, el exón que tiene, determina su tratamiento. Ciertos fármacos responden mejor cuando se dirigen a determinados exones, y también hay fármacos que intentan alcanzar una amplia gama de objetivos: los pan-TKI. Además, cuando los pacientes tienen una variedad de tumores que son de diferentes exones, se han utilizado combinaciones de medicamentos para tratar a los pacientes en un esfuerzo por alcanzar los “números” correctos. Este documento detalla un enfoque que utiliza múltiples estrategias, utilizando no solo un pan-TKI, sino dos en combinación para alcanzar un espectro de objetivos lo más amplio posible. Uno de los fármacos (PLX9486) inhibe las mutaciones primarias de KIT y las mutaciones secundarias de los exones 17 y 18. Se combinó con Sutent (sunitinib) que inhibe las mutaciones primarias de KIT y las mutaciones secundarias de los exones 13 y 14.

18 pacientes con GIST, todos tratados con una terapia previa (todos fueron tratados con imatinib, 3 de ellos fueron tratados con PLX9486 ya sea como agente único o combinado con PLX3397, un tipo diferente de inhibidor; la mediana del número de tratamientos previos que recibieron fue 4 ). Había 9 pacientes masculinos y 9 femeninos, la mediana de edad era de 62 años y se dividieron en 3 grupos de dosificación, y además de la SSP también se registraron sus efectos secundarios.

Los resultados fueron alentadores. De los 15 pacientes que nunca habían tomado PLX9486, la mediana de SLP observada fue de 12 meses y de 11 meses si se tienen en cuenta los 18 pacientes. 4 pacientes todavía estaban tomando el medicamento cuando el estudio informó sus hallazgos. De estos 4, 1 informó una respuesta completa, 2 una respuesta parcial y 1 estabilidad. Tener en cuenta que estos pacientes tuvieron un promedio de 4 tratamientos previos proporciona un estímulo adicional al observar estos resultados.

Además, la combinación de fármacos fue relativamente bien tolerada y no hubo toxicidades limitantes de la dosis en ninguno de los 3 grupos de dosificación (los grupos fueron: nivel de dosis 1, PLX9486 500 mg + sunitinib 25 mg; nivel de dosis 2, PLX9486 1000 mg + sunitinib 25 mg y nivel de dosis 3, PLX9486 1000 mg + sunitinib 37,5 mg). Los análisis de ADN tumoral circulante también mostraron actividad antitumoral en los exones 17 y 18, que son objetivos para PLX9486 y exones que Sutent no apunta, lo que muestra cierta eficacia en el enfoque combinado.

Además de demostrar que este enfoque era factible, el estudio pudo llegar a un nivel de dosificación recomendado: 1000 mg de PLX9486 y 37,5 mg de Sutent una vez al día. Los resultados de este estudio son alentadores y nuestra sincera esperanza es que este enfoque se explore más a fondo en estudios posteriores tan pronto como sea posible, ya que parece ser una opción terapéutica prometedora.

Documento 25 - LA ESCALACIÓN DE LA DOSIS INTRAPACIENTE DE RIPRETINIB DESPUÉS DE LA PROGRESIÓN DE LA ENFERMEDAD PROPORCIONA UNA SUPERVIVENCIA SIN PROGRESIÓN CLÍNICAMENTE SIGNIFICATIVA EN EL TUMOR ESTROMAL GASTROINTESTINAL EN EL ESTUDIO DE FASE 1

Presentador (es) del artículo: Suzanne George, MD; Director de Investigación Clínica, Sarcoma Center, Dana-Farber Cancer Institute

Ripretinib fue aprobado recientemente como tratamiento de cuarta línea para GIST y actualmente está en prueba para líneas adicionales para GIST, así como para otras enfermedades. Este documento detalla la información de uno de esos ensayos sobresalientes, un estudio de fase 1 que analiza el impacto del aumento de la dosis después de que los pacientes progresan durante el ensayo. Los pacientes recibieron la dosis estándar recomendada (150 mg por día) y luego fueron monitoreados. Si un paciente progresaba, luego se aumentaba a un total de 300 mg (150 mg administrados dos veces al día) y se monitoreaba nuevamente hasta la segunda progresión. A continuación, se observó en estos pacientes la supervivencia libre de progresión, así como cualquier efecto secundario.

Hubo 142 pacientes en total en el ensayo y 64 de ellos (45%) experimentaron progresión. El desglose por línea de tratamiento es el siguiente:

Grupond línea (nº de grupo, PFS)rd línea (nº de grupo, PFS)º línea o más (nº de grupo, PFS)
Inicial (todos los participantes, n = 142)31, 10,7 meses28, 8,3 meses83, 5,5 meses
Progresores (n = 64)8, 8,3 meses hasta la 1ª progresión (PFS1),
5,6 meses hasta la 2ª progresión (PFS2); total = 13,9 meses
17, 8,3 meses hasta PFS1, 3,7 meses hasta PFS2; total = 12 meses39, 5,5 meses hasta PFS1, 3,7 meses hasta PFS2; total = 9,2 meses)

Mirando los datos, hay algunas cosas a tener en cuenta. Todos los números de PFS son valores medianos; tenga en cuenta que el autor capturó múltiples progresiones, señaladas por PFS1 y PFS2. El grupo inicial está formado por todos los participantes, por lo que incluye tanto progresores como no progresores. Cuando los progresores están aislados, podemos ver su rendimiento medio. Aunque normalmente no se deben comparar los progresores y los no progresores, en este caso tiene sentido, ya que intenta medir el beneficio adicional después de la progresión (y el posterior aumento de la dosis). Los pacientes que progresaron pudieron obtener algún beneficio adicional después del aumento de la dosis. Este beneficio disminuyó algo por línea de tratamiento, pero sigue siendo algo sustancial. 

Estos hallazgos son relevantes para los pacientes con GIST, ya que demuestran que el ripretinib se puede escalar de manera bastante segura y que hacerlo después de la progresión puede producir un beneficio adicional, quizás dando a los pacientes una opción adicional. Además, dado que el ripretinib se encuentra actualmente en un ensayo para la segunda línea, debería ser interesante ver cómo los resultados de este ensayo pueden tener un impacto si el ripretinib finalmente se aprueba también para la segunda línea.

Documento 26 - CARACTERIZACIÓN DE LA HETEROGENEIDAD AMPLIA DE MUTACIONES KIT / PDGFRA EN PACIENTES CON TUMOR ESTROMAL GASTROINTESTINAL AVANZADO DE CUARTA LÍNEA: ANÁLISIS GENÓMICO DEL ESTUDIO INVICTUS FASE 3

Presentador (es) del artículo: Sebastian Bauer, MD; Director del Programa de Sarcoma e Investigación Traslacional del Sarcoma, Departamento de Oncología Médica, Hospital Universitario de Essen, Universidad de Duisburg-Essen, Essen, Nordrhein-Westfalen, Alemania

También relacionado con Ripretinib, el fármaco analizado en el estudio por el Dr. George en el Documento 25 (el Dr. George también participó en este estudio), este estudio analizó el ensayo INVICTUS que resultó en la aprobación de Ripretinib como cuarta línea tratamiento para GIST, y caracterizó las mutaciones de los participantes del ensayo. Además de las muestras mutacionales (que se obtuvieron realizando la secuenciación de próxima generación en tejido tumoral), también se realizaron pruebas de ADN tumoral circulante. 129 pacientes participaron en el análisis, 128 de los cuales proporcionaron muestras de tumores para análisis mutacionales y 122 muestras de plasma para pruebas de ctDNA.

El análisis mutacional reveló el siguiente desglose:

Mutación% de pacientes
Exón 1167
Exón 918
Exón 13 o 174
Exón 183
No se encontraron mutaciones en KIT o PDGFRA9

Estos hallazgos son algo consistentes con lo observado en la población general, lo que muestra la naturaleza bastante representativa del estudio de Ripretinib. Sin embargo, cuando profundizas un poco más, se revela más de la historia. Entre los pacientes con Exón 11 y 9, que constituyen la mayoría del análisis, el 67% tenía al menos 1 mutación de resistencia secundaria y el 9% tenía 2 o más. Citar directamente del estudio servirá para destacar la eficacia de realizar también pruebas con ctDNA:

“En particular, se encontraron mutaciones primarias de KIT / PDGFRA en el plasma en el 78% de los pacientes. La secuenciación del plasma reveló mutaciones de resistencia secundaria en al menos 1 exón en el 70% de los GIST mutantes primarios de KIT / PDGFRA y el 24% de los pacientes tenían 2 o más exones afectados. Los pacientes con mutaciones primarias del exón 9 de KIT mostraron menos mutaciones de resistencia que aquellos con mutaciones primarias del exón 11. En 3 casos de mutación de PDGFRA, solo se detectó una única mutación de PDGFRA en el exón 18. En conjunto, las biopsias de tumor y plasma combinadas permitieron la detección de mutaciones de resistencia en el 73% de los pacientes. Se detectaron mutaciones de resistencia en hasta 4 exones (mutación del exón 13/14/17/18 de KIT) en un solo paciente "

Esto es importante porque subraya la necesidad de un enfoque de prueba lo más amplio posible para que mejoren las tasas de detección. También muestra que en pacientes tratados previamente como estos, la heterogeneidad tumoral puede ser más extensa de lo que parece, lo que destaca la necesidad de enfoques de amplio espectro. Por último, este uso innovador de ctDNA ilustra aún más la necesidad de continuar mejorando esa tecnología para que pueda ser adoptada más ampliamente.

CARTELES GIST:

Si bien hubo muchas presentaciones, también hubo muchos carteles. Uno de ellos en particular sería negligente en no mencionar:

(Póster 058) (GIST) PACIENTES CON MUTACIÓN CONOCIDA TRANSICIÓN A TRATAMIENTOS POSTERIORES A UNA TASA MÁS ALTA Y TIENEN UNA SUPERVIVENCIA SUPERIOR EN COMPARACIÓN CON PACIENTES SIN MUTACIÓN CONOCIDA: RESULTADOS DEL REGISTRO GIST DEL GRUPO LIFERAFT (LRG)

El autor principal y presentador de este cartel fue Jerry Call del propio LRG. Los autores adicionales incluyeron a otros miembros del LRG, así como al Dr. Jonathan Trent. El póster se basó en un análisis retrospectivo de los datos del registro LRG y analizó a los pacientes con una mutación conocida frente a los que tenían una mutación desconocida y comparó la supervivencia, así como el número de tratamientos que recibieron los pacientes. Esta comparación, que usó datos desde 2004 (un punto de corte elegido como prueba mutacional estuvo más disponible en ese momento) hasta enero de 2020, también se realizó mediante diferentes líneas de tratamiento. A continuación, se incluye un extracto de una tabla que muestra la supervivencia general de los pacientes por estado de mutación y línea de tratamiento:

Línea de tratamientoEstado de mutaciónNumero de PtosSupervivencia general media (meses)
1Conocido429107
1Desconocido32974
2Conocido24940,4
2Desconocido34424,5
3Conocido25226,2
3Desconocido14416,2

El estudio encontró que los pacientes con una mutación conocida tienen una supervivencia general superior en comparación con aquellos con una mutación desconocida, y esta diferencia es estadísticamente significativa, para las 3 líneas de tratamiento. Hay muchas razones por las que esto puede ocurrir, como ser un paciente proactivo y tener acceso a expertos en GIST. También debe mencionarse que aquellos con una mutación conocida tenían más probabilidades de hacer la transición a terapias posteriores y, por lo tanto, tener más tratamientos. Dada la naturaleza actual de que los medicamentos más recientes para GIST y otros cánceres (que los pacientes con GIST a veces toman fuera de la etiqueta) están dirigidos a mutaciones específicas, esto no es sorprendente, pero destaca aún más la necesidad de pruebas y especificidad mutacionales generalizadas. del tratamiento, un tema que se repitió en cierta medida a lo largo de las presentaciones mencionadas también.

En resumen, si bien este CTOS puede no haber sido exactamente como los del pasado (2020 sin duda ha sido un año como ningún otro en ese sentido), todavía fue, como siempre, capaz de proporcionar algunos estudios interesantes que podrían resultar fundamentales para el futuro de GIST, y como siempre, continuaremos siguiendo estos y cualquier nuevo hallazgo basado en estos estudios y le informaremos a medida que aprendamos más.

fuente

liferaftgroup.org 

50ad972017b80d664f7c21c48f859779

Si deseas recibir una notificación informativa privada por WhatsApp  cada vez que publiquemos una nueva entrada en el blog

Envíanos tu nombre y teléfono móvil a

colectivogist@gmail.com

informa

“punto de encuentro y de información de los pacientes de gist”

Glivec y vacunación Covid-19

11 Dic

Publicación de una paciente de GIST de Alemania, Petra Möller en GIST Support International:

Hoy he recibido una llamada telefónica de un médico del servicio médico de Novartis Alemania. Estas son las respuestas que recibí: Glivec tiene una pequeña influencia en el sistema inmunológico. Las llamadas células B disminuyen bajo Glivec, las células T no. Por lo tanto, si el sistema inmunitario no proporciona una respuesta adecuada, una vacuna viva, dada como una infección en pequeñas cantidades de virus, puede inducir la infección activa de la enfermedad. No se esperan efectos secundarios particulares con Glivec para cualquier vacuna muerta. Las vacunas inactivadas son las primeras vacunas Sars-COV-2 actualmente conocidas, incluyendo las vacunas MRNA. Sin embargo, al tener el sistema inmunitario un poco debilitado, es posible que la respuesta inmune del cuerpo no sea lo suficientemente fuerte y que la vacunación no sea suficientemente eficaz. Esto puede ser comprobado por un examen de sangre con un “control de titer” después de la vacunación. Las vacunas no influyen en la efectividad o funcionalidad del propio Glivec. En general, las vacunas sólo deben llevarse a cabo si el sistema inmunitario está en las mejores condiciones posibles bajo la terapia Glivec. Para mí, las informaciones fueron muy útiles”.

texto original:

Glivec and vaccination. I’ve had a telephone call today with a doctor of the medical service of Novartis Germany. Here are the answers I received: Glivec has a slight influence on the immune system. The so-called B cells decrease under Glivec, the T cells do not. Therefore, if the immune system does not provide an adequate response, a live vaccine, given like an infection with small amounts of a virus, can induce active infection of the disease. No particular side effects are to be expected with Glivec for any dead vaccine. Inactivated vaccines are the currently known first Sars-COV-2 vaccinations, including the mRNA vaccines. However, by reducing the immune system, it is possible that the body’s immune response is not strong enough and that the vaccination is not sufficiently effective. This can be checked by a blood test with a titer control after the vaccination. The vaccinations have no influence on the effectiveness or functionality of Glivec itself. In general, the vaccinations should only be carried out if the immune system is in the best possible condition under the Glivec therapy. For me the informations were very helpfull”.

Cómo funciona la vacuna Pfizer-BioNTech

Por Jonathan Corum y Carl ZimmerActualizado El 9 De Diciembre De 2020

La empresa alemana BioNTech se asoció con Pfizer para desarrollar y probar una vacuna contra el coronavirus conocida como BNT162b2 . Un ensayo clínico demostró que la vacuna tiene una tasa de eficacia del 95 por ciento en la prevención de Covid-19.

Un trozo del coronavirus

El virus SARS-CoV-2 está repleto de proteínas que utiliza para ingresar a las células humanas. Estas denominadas proteínas de pico son un objetivo tentador para posibles vacunas y tratamientos

Al igual que la vacuna Moderna , la vacuna Pfizer-BioNTech se basa en las instrucciones genéticas del virus para construir la proteína de pico.

ARNm dentro de una cáscara aceitosa

La vacuna usa ARN mensajero, material genético que nuestras células leen para producir proteínas. La molécula, llamada mRNA para abreviar, es frágil y nuestras enzimas naturales la cortarían en pedazos si se inyectara directamente en el cuerpo. Para proteger su vacuna, Pfizer y BioNTech envuelven ARNm en burbujas aceitosas hechas de nanopartículas lipídicas.

Nanopartículas lipídicas

ARNm circundante

Debido a su fragilidad, las moléculas de ARNm se deshacen rápidamente a temperatura ambiente. Pfizer está construyendo contenedores especiales con hielo seco, sensores térmicos y rastreadores GPS para garantizar que las vacunas se puedan transportar a -94 grados Fahrenheit ( -80ºC) para que sigan siendo viables.

Entrar en una celda

Después de la inyección, las partículas de la vacuna chocan contra las células y se fusionan con ellas, liberando ARNm. Las moléculas de la célula leen su secuencia y construyen proteínas de pico. El ARNm de la vacuna finalmente es destruido por la célula, sin dejar rastro permanente.

Algunas de las proteínas de las puntas forman picos que migran a la superficie de la célula y sobresalen sus puntas. Las células vacunadas también descomponen algunas de las proteínas en fragmentos, que presentan en su superficie. Estos picos que sobresalen y fragmentos de proteínas de picos pueden ser reconocidos por el sistema inmunológico.

Detectando al intruso

Cuando una célula vacunada muere, los desechos contendrán muchas proteínas de pico y fragmentos de proteínas, que luego pueden ser absorbidos por un tipo de célula inmunitaria llamada célula presentadora de antígenos.

La célula presenta fragmentos de la proteína espiga en su superficie. Cuando otras células llamadas células T auxiliares detectan estos fragmentos, las células T auxiliares pueden dar la alarma y ayudar a organizar otras células inmunes para combatir la infección.

Fabricación de anticuerpos

Otras células inmunes, llamadas células B, pueden chocar con los picos de coronavirus y los fragmentos de proteínas en la superficie de las células vacunadas. Algunas de las células B pueden fijarse en las proteínas de la espiga. Si estas células B son activadas por células T auxiliares, comenzarán a proliferar y a derramar anticuerpos que se dirigen a la proteína de pico.

Detener el virus

Los anticuerpos pueden adherirse a los picos de coronavirus, marcar el virus para su destrucción y prevenir la infección al impedir que los picos se adhieran a otras células.

Matar células infectadas

Las células presentadoras de antígenos también pueden activar otro tipo de célula inmunitaria llamada célula T asesina para buscar y destruir cualquier célula infectada por coronavirus que muestre los fragmentos de proteína en punta en sus superficies.

Recordando el virus

La vacuna Pfizer-BioNTech requiere dos inyecciones, administradas con 21 días de diferencia, para preparar el sistema inmunológico lo suficientemente bien como para combatir el coronavirus. Pero debido a que la vacuna es tan nueva, los investigadores no saben cuánto tiempo podría durar su protección.

Un estudio preliminar encontró que la vacuna parece ofrecer una fuerte protección aproximadamente 10 días después de la primera dosis , en comparación con las personas que toman un placebo:

Es posible que en los meses posteriores a la vacunación disminuya la cantidad de anticuerpos y células T asesinas. Pero el sistema inmunológico también contiene células especiales llamadas células B de memoria y células T de memoria que pueden retener información sobre el coronavirus durante años o incluso décadas.

Para obtener más información sobre la vacuna, consulte Vacuna Covid de Pfizer: 11 cosas que necesita saber .

Preparación e inyección

Cada vial de vacuna contiene 5 dosis de 0,3 mililitros. La vacuna debe descongelarse antes de la inyección y diluirse con solución salina. Después de la dilución, el vial debe usarse dentro de las seis horas.

TEXTO INTEGRO Y ORIGINAL

https://www.nytimes.com/interactive/2020/health/pfizer-biontech-covid-19-vaccine.html?action=click&module=Top%20Stories&pgtype=Homepage&fbclid=IwAR0OdSpGGImdGzHBxWYOgjpBpGeq1om2k4nhDSc2Oz9oKsLCIogkIddDX0w

informa



"punto de encuentro y de información de los pacientes de gist"

Nace ASARGA, Asociación Sarcoma Galicia: Familiar y paciente de GIST de Galicia, súmate a este gran proyecto

9 Dic

ASARGA, Asociación Sarcoma Galicia: Familiar y paciente de GIST de Galicia, súmate a este gran proyecto.

Necesaria la designación de un hospital gallego como centro de referencia en sarcomas

Impulsado por pacientes de GIST como nuestra compañera Carolina Castiñeiras y pacientes afectad@s por otros tipos de sarcoma como la periodista Iara Búa, que ha asumido la presidencia, se ha constituido en Galicia la asociación ASARGA: Asociación Sarcoma Galicia.

ASARGA es una asociación sin ánimo de lucro que agrupa a afectados por todos los tipos de Sarcoma en Galicia, dando soporte tanto a las personas que padecen esta enfermedad como a sus familiares.

Desde ColectivoGist hacemos un llamamiento a tod@s los familiares y pacientes de GIST galleg@s, para que se sumen a este gran proyecto.

Trabajando juntos avanzaremos!!!!!!

TODA la información en :

https://www.asarga.es/

Y si vives en ARAGON ......ÚNUTE a :

APSATUR Aragón

APSATUR Aragón, Asociación de Pacientes con Sarcomas y otros Tumores Raros de Aragón

TODA la información en :

https://www.apsaturaragon.org

informa

"punto de encuentro y de información de los pacientes de gist"

” Niveles plasmáticos de imatinib en condiciones de práctica clínica habitual”

7 Dic

Nuestras compañeras Paqui Pérez y Maricruz Díaz, pacientes de Gist de Canarias de la doctora Fina Cruz Jurado, oncóloga especialista en sarcoma/GIST del Hospital Universitario de Canarias( Sta. Cruz de Tenerife), nos envían el siguiente articulo sobre los " Niveles plasmáticos de imatinib en condiciones de práctica clínica habitual".

Un trabajo de investigación sin duda, de gran importancia para los pacientes de GIST.

Sería de gran interés conocer qué imatinib han utilizado para realizar este estudio, imatinib glivec o alguno de sus genéricos utilizados en los hospitales de España: Teva, Sandoz, Accord, …..????????

Aunque en la introducción del artículo parece que han participado pacientes con leucemia mieloide crónica y pacientes con GIST, leyendo el artículo entero, parece que solo han participado pacientes con leucemia mieloide crónica.

Vamos a profundizar en el estudio y pedir a los especialistas en GIST que colaboran con NUESTRO COLECTIVO que nos comenten sus resultados.

Un proyecto de tratamiento personalizado con un fármaco (imatinib) que se utiliza en pacientes con leucemia mieloide crónica y con tumores malignos de los tejidos blandos del tracto gastro-intestinal (GIST), llevado a cabo por el servicio de Farmacia del Complejo Hospitalario Universitario de Canarias (HUC), con la colaboración del Hospital Universitario Nuestra Señora de la Candelaria, ha recibido recientemente el primer premio en la 8ª edición Tendiendo Puentes del Congreso de Oncología Médica, Hematología y Farmacia Oncohematológica celebrado entre el 24 y el 27 de noviembre.

El objetivo del trabajo Niveles plasmáticos de imatinib en condiciones de práctica clínica habitual, en el que participan también los servicios de Oncología Médica y Hematología, ha sido mostrar los datos preliminares de un programa de personalización del tratamiento con imatinib en el tratamiento de los pacientes con leucemia mieloide crónica así como con tumores malignos de los tejidos blandos del tracto gastro-intestinal (estómago e intestinos).

Esta leucemia es un tipo de cáncer que se origina en determinadas células productoras de sangre de la médula ósea, también se conoce como o leucemia mielógena crónica.

La inclusión de este fármaco en el arsenal terapéutico contra esta enfermedad permitió cambiar el curso natural de esta enfermedad transformándola en una enfermedad de curso crónico, hasta un 30% de los pacientes abandonan el tratamiento, bien por falta de control de la enfermedad o por toxicidad. Son necesarias unas concentraciones plasmáticas adecuadas que aseguren su eficacia y seguridad. Lo mismo ocurre con los tumores malignos de los tejidos blandos del tracto gastro-intestinal (estómago e intestinos).

Por este motivo, este grupo de trabajo ha llevado a cabo este estudio multicéntrico ha realizado un análisis transversal describiendo a modo de “fotografía” los niveles plasmáticos de 21 pacientes diagnosticados con leucemia mieloide crónica así como su relación con la respuesta hematológica y toxicidad.

Conclusiones

Los resultados concluyen que todos los pacientes con concentraciones de plasma por encima de 750ng/mL consiguen una respuesta molecular óptima a este fármaco mientras que sólo un 40% con concentraciones por debajo de esta cantidad logran alcanzar esa respuesta.

Según Fernando Gutiérrez, jefe de la Unidad de Investigación del HUC y uno de los autores de este estudio, “estos resultados justificarían la necesidad de monitorizar las concentraciones plasmáticas de imatinib dentro de la rutina diaria de nuestros hospitales y así establecer un algoritmo de decisión terapéutica basado en los niveles plasmáticos como una herramienta de prescripción.”

Texto integro y original en los siguientes enlaces:

https://www.eldia.es/sociedad/2020/12/02/huc-premiado-trabajo-personalizacion-farmaco-25855123.html

informa

"punto de encuentro y de información de los pacientes de gist"